11
Jul
09

Relato Lucrecia Borgia.

Mi querido amigo Paco Tamayo, a quién dedicaré una entrada próximamente, me envió este texto de un relato de Lucrecia Borgia que se adapta perféctamente a un@ indeseable persona, la cual debe tener una vida descabelladamente  aburrida como para difamar de una manera infantil, además de  discordante a alguien que esta inmerso en su trabajo a base de esfuerzo y constancia.

Dice así:

Se dice de Lucrecia Borgia que aconsejaba a sus amig@s difamar a algún enemigo como medio infalible para destrozarlo. Cínicamente, argumentaba la dama renacentista, que para obtener ese triunfo sólo se necesitaba una buena dosis de imaginación ( yo agregaría que anudada a otra mayor de cinismo y amoralidad ), agregando que si el difamado callaba por considerar absurda la aseveración infamante lanzada en su contra, la victoria del difamador era inmediata porque en la opinión de la gente aquel silencio era sinónimo de aceptación, en tanto que si contestaba al infundio, el ladrón de la honra tenía aún la posibilidad de contraatacar cuantas veces fuere necesario, hasta dejar vencido ante la sociedad al difamado.

La difamación a un “ARTISTA” es una acción sumamente fácil y es utilizada habitualmente por personas que no están capacitadas para realizar una crítica inteligente basada en el conocimiento.

Resumiendo: A dicción inépta, audición indiferente.

Saludos.

Lopez Cabanilla.

Anuncios

0 Responses to “Relato Lucrecia Borgia.”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: